La seguridad activa de tu auto

Seguridad autos

Gracias a las nuevas tecnologías, los autos modernos son cada vez más seguros y estas nuevas tecnologías les permiten estar equipados con sistemas de seguridad avanzados e innovadores.  El estricto aumento de las pautas para que los organismos internacionales investiguen la causa de los accidentes de tráfico también ha llevado a los fabricantes de automóviles a proteger la vida de sus clientes y sus acompañantes.

La seguridad de tu auto se dividen en activa y pasiva. En este post hablaremos de un inicio de la seguridad activa. La seguridad activa es el conjunto de todos aquellos elementos que contribuyen a proporcionar una mayor eficacia y estabilidad al vehículo en marcha y en la medida de lo posible evitar un accidente. Estos elementos han ido evolucionando con el crecimiento tecnológico, en un inicio la seguridad activa hablaba de elementos mecánicos y neumáticos para evitar un accidente en el tráfico, en la actualidad se han incorporado los sistemas de asistencia a la conducción (ADAS) a través de cámaras, radares y tecnología láser, y son capaces de identificar la vía y detectar la presencia de objetos, animales, personas o ciclistas.

Los sistemas de seguridad activa más conocidos y extendidos son los siguientes:

  • Los neumáticos y el control de presión de los neumáticos: los neumáticos son el principal sistema de seguridad activa porque forman el único punto de contacto entre el auto y el asfalto. Es conveniente mantenerlos en sus mejores condiciones y tener la presión de inflado correcta, porque solo así podrá funcionar al 100% de su capacidad. El sistema de control avisa al conductor cuando la presión de los neumáticos es incorrecta.
  • El antibloqueo de frenos o ABS: su principal función es evitar que los neumáticos patinen durante una frenada fuerte.
  • El sistema de suspensión: el sistema de suspensión mantiene el automóvil estable y absorbe los golpes. La barra estabilizadora conecta las dos ruedas de cada eje y se utiliza para controlar la inclinación del automóvil en una curva, esto evita desviarse de la carretera.
  • La dirección asistida: mejora la comodidad al volante, también proporciona mayor seguridad y un guiado preciso a alta velocidad. Los sistemas principales de dirección asistida son el hidráulico, el electrohidráulico y el eléctrico, aunque este último es el más extendido hoy en día.
  • El control de tracción: es un sistema de seguridad activa que trabaja para que los neumáticos de las ruedas motrices se mantengan en contacto con la calzada sin patinar.
  • El control de estabilidad o ESP: trata de mantener al coche en la trayectoria correcta, actuando sobre el conjunto de las cuatro ruedas (motrices o no).  Con la ayuda de tres tipos de sensores (ángulo de dirección, velocidad de rotación de cada rueda y ángulo de dirección y aceleración lateral), la unidad de control ESP verifica los datos aproximadamente 25 veces por segundo.
  • La alerta de colisión frontal: alerta al conductor sobre la presencia de un vehículo frente al suyo en una distancia en la que una colisión es inminente.
  • El frenado automático de emergencia: frena el automóvil de forma automática si el conductor no responde a un peligro con la suficiente rapidez.
  • La alerta de salida del carril: cuando el conductor se desvía involuntariamente del camino del carril para peatones y conduce hacia el carril adyacente, el sistema alertará al conductor. En algunos sistemas, puede notar que el movimiento en el volante indica que hemos cruzado la línea.
  • El asistente de mantenimiento de carril: corrige la trayectoria del vehículo si detecta que éste va a cruzar una línea del carril sin que el conductor haya activado previamente el intermitente.
  • El asistente de marcha atrás: deshace, marcha atrás y con precisión, la última maniobra que has realizado conduciendo hacia delante, sacándote de los huecos y callejones más complicados.
  • Sistemas de aviso de circulación en sentido contrario: simplemente el sistema detecta que estamos circulando por un carril de sentido prohibido. ¿Cómo lo hace? Puede ser de muchas formas, como consultando información del GPS.
  • El control de crucero adaptativo (ACC): permite mantener una velocidad constante previamente fijada por el conductor teniendo en cuenta el tráfico, por lo que el usuario no tendrá que estar acoplándose continuamente a las condiciones de la carretera.
  • El reconocimiento de señales de tráfico (TSR): identifica las señales de tráfico de la carretera y avisa al conductor para que ninguna de ellas pase desapercibida.
  • El detector de fatiga: evalúa el comportamiento del conductor al volante, alertando sobre un posible síntoma de cansancio o fatiga.
  • El control de ángulo muerto: alerta al conductor si hay algún vehículo circulando en un punto muerto de la visión del conductor.
  • La iluminación: es importante que el resto de conductores perciban nuestra presencia y no hay otra forma de hacerlo que mediante las luces, un elemento capaz de evitar accidentes nocturnos y que también consideramos integrado en los sistemas de seguridad activa más importantes.

Te recomendamos este vídeo para ampliar la explicación de los elementos de la seguridad activa.


ANUNCIO

Sobre Bryan 8 artículos
Apasionado de la tecnología. Aficionado de los vehículos. Ingeniero de corazón. Diseñador por gusto. Escritor a prueba.

1 Trackback / Pingback

  1. ¿Por qué tu carrocería puede salvarte la vida? | TodoAutosi

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.